A.M. Best mantiene un pronóstico ‘negativo’ para el sector de reasegurador global, debido a que los retos actuales del mercado pueden frenar potenciales acciones positivas sobre las calificaciones de las entidades y pueden traducirse en presiones negativas.

En su informe anual sobre la industria, la agencia indica que los menores rendimientos de las inversiones y la caída en los márgenes de suscripción ponen bajo presión a la rentabilidad de las entidades y, finalmente, suponen un lastre para la fortaleza financiera de las compañías.

La disminución de precios y los términos y condiciones más amplias, el flujo “insostenible” de liberación de reservas, los bajos rendimientos de inversión bajos y la presión continua del capital son todos ellos factores negativos que impactan desfavorablemente a largo plazo en la rentabilidad ajustada al riesgo de las reaseguradoras. En el lado positivo, las renovaciones de la primera mitad del año para riesgos de catástrofe dan algunos indicios de que la velocidad en la erosión de los resultados se puede estar moderando. “Queda por verse, sin embargo, si el mercado ha tocado fondo”, matiza la agencia.

En términos generales, los balances de las reaseguradoras están actualmente bien capitalizadas y con capacidad para soportar varios escenarios de estrés. “Sin embargo, con el tiempo, esta fuerza puede verse erosionada por algunas compañías, ya que las ganancias están bajo una mayor presión, disminuye el desarrollo favorable de las reservas y crece la volatilidad de los ingresos”, indica. Todos estos temas, concluye la agencia, “reflejan preocupación creciente de que la disciplina de suscripción, que hasta hace poco había sido un sello distintivo para el sector, se diluye cuanto las empresas buscan proteger su cuota de mercado a expensas de rentabilidad”.

En opinión de A. M. Best, las entidades con carteras de negocios diversificadas, capacidades avanzadas de distribución y amplio alcance geográfico están mejor posición para soportar las presiones en este entorno operativo y “tienen mayor capacidad para sacar provecho de las oportunidades rentables que puedan surgir”, concluye.

Citas clave para el mercado

El sector reasegurador se prepara ya para la última parte del año con la mirada puesta en las renovaciones de 1 de enero. Las expectativas sobre estos procesos centrarán la atención delRendez-Vous de Montecarlo, que arranca el próximo 12 de septiembre.

En nuestro país, la cita clave del mercado reasegurador es el Encuentro Intereuropeo de Reaseguros (ENTRE 2015), que INESE organiza entre del 30 de septiembre al 2 de octubre.