La estadounidense ALLSTATE INSURANCE está siendo el centro de las críticas de activistas en contra del matrimonio homosexual.