El presidente del Consejo de Administración, Joachim Wenning, confirmó la previsión de beneficios para 2018 de entre 2.100 y 1.500 millones de euros, que es superior a la del año anterior, así como una previsión de beneficios a medio plazo de 2.800 millones de euros para 2020.

“Por primera vez en cinco años, una vez más somos capaces de aumentar nuestras previsiones de beneficios en comparación con el año anterior. Continuaremos con esta tendencia de resultados positivos en el futuro”, señaló Wenning, que dijo que el aumento del poder adquisitivo, la transformación digital y la reducción de la complejidad son claves para el desarrollo futuro de la reaseguradora.

Simplificación de estructuras y aumento del poder adquisitivo

Wenning manifestó que simplificarán sus estructuras y procesos en el reaseguro y en las funciones del grupo e incluso eliminarán algunas de ellas por completo. “Como resultado, seremos capaces de manejar un negocio en crecimiento con menos recursos. Esperamos conseguir un ahorro de más de 200 millones de euros al año antes de impuestos. Y, con la fluctuación natural, la semi-jubilación y los paquetes de despidos, reduciremos alrededor de 900 puestos de trabajo en todo el mundo, de los cuales unos 480 serán en Munich”, comentó

Explicó que “el negocio tradicional de reaseguros tiene un potencial de crecimiento sostenido y el Programa Estratégico ERGO también está progresando bien. Con sus iniciativas de crecimiento, el reaseguro y ERGO contribuirán en igual medida al aumento de los beneficios en los próximos años. Nuestro fuerte balance nos permite crecer orgánicamente, y a través de adquisiciones”.

Sobre la transformación digital, recordó que se encuentran desarrollando nuevos modelos de negocio digitales, por ejemplo, IoT, y que MUNICH RE ya es líder en el mercado de los seguros cibernéticos. “La transformación digital nos permitirá asegurar nuestro poder de ganancias para el futuro”, matizó.

Nuevo programa de recompra de acciones

MUNICH RE tiene previsto volver a comprar acciones propias por un valor de hasta 1.000 millones de euros antes de la Junta General de Accionistas de 2019. El nuevo programa de recompra es continuación del programa que expira con la Asamblea General Anual de 2018, en virtud del cual se recompraron acciones por valor de 1.000 millones de euros.

Teniendo en cuenta el pago de dividendos y la recompra de acciones, la reaseguradora ha devuelto a sus accionistas algo menos de 26.000 millones de euros desde 2005, lo que equivale al 85% de su actual capitalización bursátil.

Además, la Junta ratificó la elección de Kurt Bock (sucesor de Ron Sommer) y Maximilian Zimmerer (sucesor de Peter Gruss) como nuevos miembros del Consejo de Administración.