Para poder hacer frente al impacto de unos tipos de interés históricamente bajos, METLIFE recortará 1.000 millones de dólares (898 millones de euros) hasta 2019 dentro de un plan que “nos va a obligar a tener que realizar un ajuste de personal”, explicó el consejero delegado de la aseguradora, Steven Kandarian, en un encuentro con analistas e inversores después de los malos resultados que presentó el miércoles.