Madrid, capital europea del Seguro

antonio huertas mapfreAntonio Huertas, presidente de MAPFRE

El próximo 24 de mayo la industria aseguradora europea se reúne en Madrid para hablar de presente, pero sobre todo de futuro. España es el país anfitrión de la 10ª Conferencia Internacional de Seguros de Insurance Europe, donde participamos, a través de UNESPA en nuestro caso, todas las compañías aseguradoras europeas.

  • El objetivo general de esta relevante cita es cómo podemos contribuir desde nuestra actividad a reducir la brecha aseguradora de los países, con lo que indirectamente, además, estaremos impulsando el crecimiento económico, porque una sociedad mejor protegida frente a sus riesgos tiene más capacidad para desarrollarse y crear riqueza.

    Esa brecha de desprotección en un problema especialmente relevante en los mercados menos desarrollados, como en general en Latinoamérica, pero también en los europeos y, sobre todo, en determinados ramos, como el de vida. La vieja Europa, que es como en ocasiones se nos define como continente, está dejando paso a una nueva realidad, que es la de una Europa envejecida. Todos los países estamos afrontando, en mayor o menor medida, el reto de la longevidad, que nos está cambiando el paso en todos los órdenes de las sociedades.

    Sobre esto, el Seguro tiene mucho que aportar para garantizar que esta generación de jubilados que van a vivir más años y con más calidad de vida, pueda disponer de renta suficiente para ello y, de paso, incentivar la demanda interna de las economías. Nosotros lo vemos en positivo si se gestiona bien y a tiempo. En MAPFRE estamos impulsando el concepto “ageingnomics”, que supone afrontar el envejecimiento como una oportunidad para las economías, para el empleo y para las personas, gracias también a la tecnología y a la innovación.

    mapfreDe esto se hablará en la Conferencia, como también de aspectos igual de relevantes, como el papel creciente del Seguro en el ámbito de la innovación y el mundo conectado, la protección frente a los ciberriesgos, la educación financiera y ahorradora de los europeos, donde también hay una brecha que resolver, o el no menos importante compromiso de la industria aseguradora mundial con el medio ambiente, la lucha contra el cambio climático y la protección frente a las catástrofes naturales.