Informe Willis Towers Watson

Los 100 gestores de activos alternativos más grandes del mundo han experimentado un incremento del 10% en su patrimonio gestionado en 2016, llegando hasta los 4 billones de dólares, según la edición de 2017 de la encuesta que realiza Willis Towers Watson: Global Alternatives Survey.

  • Este estudio muestra que, de las 100 principales gestoras de alternativos, los fondos inmobiliarios tienen la mayor parte de los activos (35% y más de 1,4 billones de dólares), seguido de los fondos de capital riesgo (18% y 695.000 millones de dólares), los “hedge funds” o fondos de inversión libre (17% y 675 mil millones de dólares), los fondos de fondos de capital riesgo (12% y 492.000 millones de dólares), los fondos de crédito ilíquido (9% y 360.000 millones de dólares), fondos de fondos “hedge” o de inversión libre (6% y 228.000 millones de dólares), los fondos de infraestructuras (4% y 161.000 millones de dólares) y, por último, materias primas (1%). Por otro lado, en cuanto al crecimiento, el crédito ilíquido registró el mayor incremento porcentual en el período de 12 meses, con sus activos bajo gestión aumentando de 178.000 a 360.000 millones de dólares.

    Por el contrario, los activos asignados a los “hedge funds” o fondos de inversión libre entre los 100 principales gestores de activos alternativos cayeron durante el período, de 755.000 a 675.000 millones de dólares. Los datos del total de inversiones alternativas a nivel mundial muestran que los activos alternativos gestionados se ubican ahora ligeramente por debajo de los 6,5 billones de dólares, a través de 562 participantes de mercado. Norteamérica continúa siendo el principal destinatario de la gestión de activos alternativos (54%). En general, el 33% de los activos alternativos se invierte en Europa y el 8% en Asia Pacífico, con un 6% invertido en el resto del mundo.

    “Como la oferta de capital a invertir y la competencia han aumentado en algunos segmentos del mundo del crédito ilíquido, tales como los préstamos, por ejemplo, las rentabilidades no siempre ofrecen una compensación suficiente por la iliquidez y el riesgo asumidos”, afirma David Cienfuegos, director de Inversiones de Willis Towers Watson España.

    Las aseguradoras buscan capturar las oportunidades de extra rentabilidad

    Al observar la distribución de los activos por tipo de inversor, un tercio de los activos (33%) viene de fondos de pensiones. A esto le siguen los gestores de banca privada o “wealth managers” (15%), los fondos soberanos (5%), las fundaciones (2%), los bancos (2%) y los fondos de fondos (2%). Cabe destacar que la proporción de las compañías de seguros entre los 100 principales gestores de activos alternativos aumentó del 10% al 12% en 2016.

    “Aunque el mundo de las inversiones alternativas sigue estando mayoritariamente dominado por los fondos de pensiones, mientras las soluciones han seguido evolucionando y están mejor alineadas con las necesidades de los inversores e incorporan estructuras de coste más justas, hemos observado un creciente interés por parte de otros grupos de inversores institucionales, tales como aseguradoras, buscando capturar las oportunidades de extra rentabilidad (alpha) que se presentan por esta volatilidad continua”, explica Cienfuegos.

    Los activos de los fondos de pensiones de los 100 principales gestores de activos alternativos se sitúan en 1,6 billones de dólares, un 9% más en comparación con el estudio del año pasado, y representan un 51% de sus activos totales gestionados por este grupo. Las asignaciones de los inversores a crédito ilíquido se duplicaron hasta llegar a un 8% durante los últimos 12 meses, mientras que los gestores de fondos inmobiliarios continúan teniendo la mayor parte de activos de los fondos de pensiones con un 41%, seguido por los fondos de fondos de capital riesgo (18%), los hedge funds (12%), los fondos de infraestructuras (8%), el crédito ilíquidos (8%), los fondos de capital riesgo (7%) y los fondos de fondos ‘hedge' (5%).