“Los grandes daños por catástrofes naturales del tercer trimestre lastraron fuertemente nuestro resultado”, explicaba ayer, en un comunicado, el director financiero del grupo, Jörg Schneider.

Como ya anticipó hace unos días el grupo, la siniestralidad por eventos catastróficos han tenido un impacto negativo en el resultado de 3.200 millones. De esta cifra, los huracanes Harvey, Irma y María causaron pérdidas por valor de 2.700 millones.

El grupo prevé ahora que cerrará el año con un beneficio “pequeño”. Schneider hace hincapié en que la base de capital es fuerte y pronostica una recuperación del mercado y subidas de precios en la próxima negociación de las pólizas, especialmente en los mercados afectados por las catástrofes.

Las cuentas de los nueve primeros meses del año del grupo reflejan un resultado negativo de 370 millones (frente a las ganancias de 2.400 millones) en su negocio de reaseguro, con un ratio combinado hasta septiembre del 117,3% (93,7% un año antes). El volumen de primas en esta actividad superó los 23.770 millones, un 0,6% más.

Por lo que respecta al negocio de seguro primario, ERGO logra en lo que va de año un beneficio de 224 millones, dejando atrás las pérdidas de 49 millones de los nueve primeros meses del 2016. Su ratio combinado está en el 96,6% (96% un año antes) para el negocio de Alemania y en el 95,5% (97,2% anterior) en ERGO INTERNACIONAL, Los ingresos por primas fueron de 13.234 millones, un 0,6% más.

Aseguradora digital

MUNICH RE apuesta por el crecimiento en nuevas áreas como la digital. En este sentido, confirma que el pasado mes lanzó a la red el asegurador digital NEXIBLE, perteneciente a ERGO. “Estamos mejorando la gama de productos y servicios con soluciones digitales y desarrollando nuevos modelos de negocio digitales. Con NEXIBLE, ERGO ha lanzado con éxito una aseguradora puramente online”, detalla el grupo en su comunicado.