hurricaneHuracanes y terremoto de México

Tras las recientes catástrofes naturales registradas en Norteamérica y el Caribe, de una dimensión y frecuencia excepcionales, su impacto supondrá para MAPFRE un coste neto de entre 150 y 200 millones de euros sobre el resultado atribuible del ejercicio, según las estimaciones preliminares realizadas por la compañía.

  • Para obtener esa estimación de costes, según el comunicado enviado por la compañía, se han valorado los impactos en las zonas afectadas sobre la cartera de riesgos aceptados de MAPFRE RE y MAPFRE GLOBAL RISKS, así como el negocio asegurador del grupo en Estados Unidos, Puerto Rico, República Dominicana y México.

    Este aumento extraordinario de costes hace necesario que el grupo modere sus expectativas de cumplimiento de sus objetivos públicos para el periodo 2016-2018, de un ROE medio de un 11% y un ratio combinado medio del 96%, anunciados en marzo de 2016.

    Huracanes Harvey, Irma y María, terremotos de Chiapas y Puebla en México

    La política de gestión de riesgos contempla la ocurrencia de eventos de intensidad incluso superiores a los registrados estas semanas, así como la concurrencia de los mismos en un año. "Las protecciones de MAPFRE son adecuadas para cubrir las reclamaciones que se puedan producir derivadas de estos eventos", detalla el comunicado.

    Por último, desde el grupo se añade que mantienen una protección adicional vigente para eventos catastróficos para el resto del año. "El modelo de protección de riesgos catastróficos supone que, de producirse nuevos sucesos excepcionales durante el resto del ejercicio, éstos tendrían un impacto adicional menor", concluye el comunicado del grupo.