SWISS RE ha logrado en el primer trimestre del año un beneficio neto de 656 millones de dólares (600 millones de euros), cifra un 46,6% inferior a la del mismo periodo de 2016.