“Iberoamérica es la región donde seguiremos creciendo y consolidando nuestra posición de liderazgo”

Lautaro Mon, CCO en Inworx

Desarrollar tecnología innovadora para optimizar la interacción de las organizaciones de la industria del seguro y la financiera, este es el objetivo de la compañía de software Inworx. En una entrevista con el BDSAL, su CCO, Lautaro Mon, nos cuenta que tienen oficinas propias en Estados Unidos, México, Perú y Argentina y que “Iberoamérica es la región donde seguiremos creciendo y consolidando nuestra posición de liderazgo, especialmente con la reactivación económica de Brasil. En este sentido, el plan es seguir expandiendo nuestro footprint regional”.

  • BDSAL.- ¿Qué es INWORX? Y, exactamente ¿en qué consiste vuestra oferta de servicios?

    LAUTARO MON.- Nos gusta definirnos como una compañía regional de software con espíritu emprendedor, que desarrolla tecnología innovadora para optimizar la interacción de las organizaciones de la industria del seguro y financiera. Sin importar la magnitud del desafío, trabajamos para encontrar la solución más simple, ágil y transparente para cada uno de nuestros clientes. El lema de Inworx es We Solve (resolvemos), y precisamente de allí surge el concepto que resume nuestra propuesta de valor: Solving. Este año unificamos las plataformas de servicios de todos nuestros productos en un solo hub que decidimos llamar Solving, optimizando la interacción con nuestros clientes.

    BDSAL.- ¿Qué abanico de productos incorporáis y cuáles son los específicos para la industria aseguradora?

    LAUTARO MON.- El portfolio incluye soluciones basadas tanto en el modelo SaaS (Software as a Service) como en el modelo On-Premises, brindando la máxima confiabilidad y seguridad. Estas soluciones cuentan con el respaldo de un equipo experto de profesionales altamente capacitado disponible en todo momento. Para la industria aseguradora destacan productos como InBroker y Smartix, soluciones líderes en América Latina para la administración integral de seguros, especialmente diseñadas para brokers y canales no tradicionales. Estas herramientas ayudan a nuestros clientes a gestionar el negocio de manera rentable, productiva y eficiente.

    BDSAL.- Ahora mismo, ¿en qué países de la región estáis presentes? ¿Desde cuándo y cómo está estructurada vuestra presencia regional?

    Contamos con el respaldo de más de 28 años de experiencia y más de 30.000 usuarios de nuestras soluciones en 15 países de Iberoamérica. Tenemos oficinas propias en Estados Unidos, México, Perú y Argentina. A partir del año 2000 comenzamos a tener un alcance regional, algo que nos permitió convertirnos en grandes conocedores del mercado, con todos sus matices y particularidades. Esta decisión estratégica fue clave porque nos diferencia ampliamente de nuestros competidores, empresas desde ya muy importantes pero que al momento de implementar no conocen tanto el segmento y los proyectos terminan siendo mas caros y con tiempos de implementación mucho mas largos para los clientes.

    ¿Pensáis dar el paso a alguna región en la que no estáis aún? ¿Cuáles son vuestros planes de desarrollo?

    Iberoamérica es la región donde seguiremos creciendo y consolidando nuestra posición de liderazgo, especialmente con la reactivación económica de Brasil. En este sentido, el plan es seguir expandiendo nuestro footprint regional.

     

    La automatización de procesos mediante plataformas con capacidades para entender, aprender, comunicarse y solucionar problemas está creciendo cada vez más. El ascenso de esta tendencia es una fuerza  disruptiva que está provocando un vuelco en todas las industrias, y por supuesto la del Seguro no es una excepción, por más que históricamente haya sido una industria conservadora en cuanto a la adopción de nuevas tecnologías no solo en América Latina

    Nuevas oportunidades de negocio

    A corto plazo, ¿cuáles son los retos que se ha marcado la compañía?

    La tecnología y la simplificación de los procesos hoy son la clave en el negocio de intermediación de seguros. A su vez, las estrategias de relacionamiento con clientes son cada vez más complejas y requieren la intervención de varios canales de contacto en simultáneo. Hay un cambio generacional, una nueva cartera de asegurados que demanda desde nuevos productos hasta un relacionamiento diferente. Nuestro reto es transmitir a las empresas del sector esta visión para que comprendan que allí están las nuevas oportunidades del negocio.

    ¿Cómo está el mercado asegurador latinoamericano desarrollándose frente a la digitalización de procesos y a la adaptación a los nuevos canales que demanda el cliente? ¿Y en las redes sociales?

    La automatización de procesos mediante plataformas con capacidades para entender, aprender, comunicarse y solucionar problemas está creciendo cada vez más. El ascenso de esta tendencia es una fuerza increíblemente disruptiva que está provocando un vuelco en todas las industrias, y por supuesto la del Seguro no es una excepción, por más que históricamente haya sido una industria conservadora en cuanto a la adopción de nuevas tecnologías no solo en América Latina.

    Cómo deben adaptarse los Seguro a la actual era tecnológica como en el caso de los coches sin conductor, drones, etc, desde su opinión, ¿cómo afectarán estos cambios al sector asegurador?

    La evolución tecnológica, como decía, es una fuerza increíblemente disruptiva pero eso no quiere decir que el riesgo desaparezca. Tomemos el caso de los autos sin conductor, es un buen ejemplo. ¿De quién será la responsabilidad si se produce un accidente? ¿De la empresa automotriz que desarrolló el vehículo sin tripulante? ¿Del operador de datos que conectó el vehículo? ¿De ambos?.

    Empresas como Volvo declararon que el día que lancen un modelo sin conductor, ellos van a responder por los accidentes que causen, suena interesante pero hay que seguir monitoreando.

    ¿Qué riesgos tecnológicos les preocupan?

    Más que señalar un riesgo puntual, quisiera destacar que somos muy conscientes que en una compañía como la nuestra la administración del riesgo informático juega un rol crítico. Por esta razón, hemos obtenido la certificación ISO 27001, el estándar para la seguridad de la información que especifica los requisitos necesarios para establecer, implantar, mantener y mejorar un Sistema de Gestión de la Seguridad de la Información (SGSI). Esto es consecuente con nuestra política de excelencia e innovación permanente que hoy nos permite ser el líder del mercado a nivel regional.

  • Las insurtech y el cambio de paradigma

    ¿Se está innovando lo suficiente en materia de seguros? ¿Qué no se hace aún (y se debería)?

    No nos olvidemos que el Seguro es una industria altamente regulada. Como tal, los principales jugadores han desarrollado un perfil más prudente que innovador. Dicho esto, ahí tenemos a las Insurtechs, entendiendo por esto tanto el surgimiento de nuevos jugadores -típicamente startups basadas en tecnología- como la evolución de grandes compañías del sector a través de nuevas unidades de negocio o alianzas. Con dispositivos de monitoreo en vehículos, rastreadores de actividad “wearables”, aplicaciones móviles, etc., estás compañías son capaces de hacer predicciones más precisas sobre el riesgo, algo que les permite mejorar la experiencia del cliente, ultrapersonalizar coberturas y tener una oferta más competitiva.

    A grandes rasgos, ¿cómo visualiza el sector asegurador en la región a medio plazo? ¿Qué papel desempeñarán en los mismos empresas como INWORX?

    A mediano plazo, creo que el cambio de paradigma que nos proponen las Insurtechs será sin dudas la nueva realidad del mercado, algo que sucederá más rápido de lo que imaginamos. Es una fuerza irreversible que no se origina ni en las compañías incumbentes ni en los organismos reguladores, sino en los propios asegurados. Pero para que una gran compañía de seguros piense más como una startup es necesario que la innovación y la agilidad estén en el centro de su cultura, y ese es justamente el papel que una empresa como la nuestra desempeña. A través de nuestra propuesta de valor, Inworx ayuda a los jugadores de la industria a innovar más rápido sus productos, lograr mayor eficiencia operativa y abrirse a las nuevas oportunidades.