El resultado de explotación de la reaseguradora aumentó un 8,5% hasta 433,9 millones de euros. El beneficio neto, que alcanzó los 273,4 millones de euros, supera en un 3,3% la cifra del ejercicio anterior. El beneficio por acción ha sido de 2,27 euros (2,20 euros en el primer trimestre de 2017).

“Aprovechamos al máximo las oportunidades disponibles en los mercados de reaseguro y ampliamos sustancialmente nuestra cartera”, afirma el consejero delegado, Ulrich Wallin, que indica que este es el primer paso “para alcanzar nuestro objetivo de final de año de alcanzar los 1.000 millones de euros”.

El volumen de primas se elevó a 5.300 millones, lo que representa un aumento del 17,6% frente al año anterior. Ajustado a los efectos de los tipos de cambio, el crecimiento ha sido de 27,5%. Asimismo, la retención se elevó al 91,3% (89,6%).  Las primas netas devengadas aumentaron un 7%, hasta 4.000 millones

Buen trimestre para No Vida y Vida

Las primas brutas para el segmento de No Vida aumentaron un 27,1%, hasta 3.600 millones. La retención se elevó al 91,6% (88,6%). Las primas netas devengadas crecen un 12%, hasta 2.400 millones. El ratio combinado de la unidad fue del 95,9% (95,6% un año antes).

Por su parte, para el segmento de Vida, el negocio bruto emitido aumentó un 2% a 31 de marzo, hasta 1.800 millones. Excluidos los efectos de los tipos de cambio, esto equivale a un crecimiento del 9,2%. Con una retención ligeramente inferior, del 90,7% (91,3%), las primas netas devengadas se mantienen estables en 1.600 millones.