Cartera Mapfre, filial de Fundación Mapfre, ha comprado un 3% de la participación de la aseguradora que puso a la venta Bankia, dentro del proceso de desinversión llevado a cabo por la entidad financiera en el capital de MAPFRE. La Fundación pasa ahora a controlar alrededor del 66% de las acciones del grupo, tras una operación que le ha supuesto un desembolso de 244 millones de euros.

El resto del paquete accionarial vendido por Bankia (equivalente al 9% del capital de MAPFRE) se ha colocado entre inversores institucionales, “lo que permitirá ampliar el ‘free-float’ [capital flotante] y mejorará la liquidez de las acciones de la compañía”, explican fuentes cercanas al grupo.

Por su lado, Banco Financiero y de Ahorros (BFA), matriz de Bankia, ha confirmado que esta operación le ha generado unas plusvalías netas de 165 millones de euros. Finalmente, la desinversión en la aseguradora se ha realizado por un total de 979,4 millones, a un precio de 2.647 euros por acción, que han sido colocadas entre inversores cualificados.

Bankia, tal y como reconocía un día antes al anunciar el mandato de venta, mantiene el 2,99% del capital de MAPFRE y se ha comprometido a preservar esta participación durante 90 días. Esta venta supone un paso más en el cumplimiento del Plan Estratégico 2012-2015 del Grupo BFA-Bankia, que establece la desinversión de la cartera de participadas.

LA COMPRA DE ASEVAL NO ENTRA EN LOS PLANES DE MAPFRE

Por otro lado, ‘Expansión’ publica hoy un análisis sobre el proceso de venta que Bankia ha iniciado sobre ASEVAL, tras adquirir hace unos meses a AVIVA el 50% de esta entidad. El “comprador natural”, según el diario, sería MAPFRE, por la alianza de bancaseguros que mantiene con el banco, pero al parecer el grupo asegurador no está dispuesto. Por un lado, está el precio de la operación -la adquisición de ASEVAL supondría una nueva inversión en Bankia que podría rondar los 400 millones- y, por otro, la operación no le añadiría a MAPFRE capacidad de distribución, que es el atractivo de la bancaseguros para el grupo que preside Antonio Huertas.

Una opción es que Bankia saque el mercado esta compañía, pero sin llevar aparejado un acuerdo de distribución en su red, ya que MAPFRE tiene la exclusiva en esta distribución. “La venta se presenta, por tanto, complicada”, afirma el diario.