En México hay más de 60 millones de mujeres, pero de ellas, sólo 5 millones poseen la protección de un seguro médico que les garantice una oportuna y adecuada atención cuando se produce algún accidente o enfermedad, según revela la Asociación mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS).