Si bien los sectores que más aportan a la economía mexicana siguen siendo los mismos, hay dos que en los últimos años han aumentado su contribución. Se trata de los servicios financieros y los seguros, así como el sector de telecomunicaciones, cuyo crecimiento acumulado hasta el tercer trimestre de 2018 fue del 8,5% y 4,4%, respectivamente, mientras que el de la economía en su conjunto fue del 2,1%. BBVA Bancomer espera que su pujanza se prolongue a lo largo de 2019.

  • Si bien los sectores que más aportan a la economía mexicana siguen siendo los mismos, hay dos que en los últimos años han aumentado su contribución. Se trata de los servicios financieros y los seguros, así como el sector de telecomunicaciones, cuyo crecimiento acumulado hasta el tercer trimestre de 2018 fue del 8,5% y 4,4%, respectivamente, mientras que el de la economía en su conjunto fue del 2,1%. BBVA Bancomer espera que su pujanza se prolongue a lo largo de 2019.

    Así lo recoge el informe ‘Situación Sectorial Regional México’, correspondiente al segundo semestre de 2018, en el que se predice asimismo que el crecimiento de la economía seguirá basado en el comercio y la manufactura, principalmente la dirigida al mercado exterior. A cierre de 2018, el comercio mayorista podría registrar un crecimiento del 2,2%, el minorista un 3,5% y la manufactura un 1,8%. De ahí que las entidades (estados federales) con mayor presencia de la industria manufacturera sean las que más crezcan al cierre de 2018 y durante 2019.

    Por lo que se refiere al sector de servicios financieros y de seguros, destaca su crecimiento a tasas mayores que la economía de forma sostenida en los últimos años, con avances de penetración tanto de los seguros como de las pensiones. Para 2019, BBVA Bancomer espera que se mantenga el gran dinamismo observado con un crecimiento sectorial superior al 9%.

    Otro sector que destaca por su crecimiento es el de ‘medios masivos’ con un crecimiento previsto del 7,6%, especialmente por su componente de telecomunicaciones.

    Crecimiento sostenido durante la década

    Los datos recabados por la entidad muestran que salvo en el segundo trimestre de 2011, el sector servicios financieros y seguros ha sido capaz de crecer durante la presente década con alzas anuales en ocasiones por encima del 10%.

    Dentro de este sector algo más del 85% del PIB lo aporta la banca central, las actividades bursátiles y cambiarias, así como la inversión financiera. Este subsector alcanzaba los 800.000 millones de pesos (41.762 millones de dólares) en el tercer trimestre de 2018. Por su parte, el subsector de seguros, fianzas y pensiones también ha sido muy dinámico durante el periodo de revisión, con tasas superiores al 20%, por ejemplo, durante 2012 y 2013.

    Las primas directas crecieron un 3,3% hasta la primera mitad de 2018, por encima del crecimiento medio de la economía mexicana y del dato de 2017 (2,3%), aunque lejos del 9,7% registrado en 2016.

    El sistema de pensiones también “da señales de una mejor dinámica”, según el informe, que subraya el incremento “sustancial” experimentado por el ahorro voluntario para la jubilación en los últimos años. Del 2013 a la primera mitad de 2018 este ahorro sumó más de 55.000 millones de pesos (2.871 millones de dólares); mientras que en los años previos solo se agregaron 13.000 millones (678,6 millones de dólares). Otra característica favorable del sistema de pensiones es “la disminución en la comisión sobre saldo que se cobra a los trabajadores. En el mismo periodo de análisis, la comisión promedio pasó del 1,3% a 1%”.

    El informe completo se puede consultar haciendo clic aquí.