Las pérdidas por catástrofes naturales en 2015 fueron de nuevo inferiores a las del año anterior, según se desprende de un comunicado emitido ayer por MUNICH RE.