Según el Índice de Confianza y de Expectativas del Sector Seguros (ICSS, por sus siglas en portugués) el mercado de seguros en general continúa manifestando un ligero pesimismo frente al futuro de la economía brasileña.
Según se refleja en la última encuesta realizada por la Federação Nacional dos Corretores de Seguros Privados e de Resseguros, de Capitalização, de Previdência Privada, das Empresas Corretoras de Seguros e de Resseguros (Fenacor), se ha registrado una ligera mejora en la percepción de las reaseguradores que se posiciona en el 86,3 en mayo, pero que continúa por debajo del 100.

El llamado de ICER (Índice de confianza y las expectativas de Reaseguros), después de ser excesivamente pesimistas en abril, se recuperó ligeramente en mayo. Por el contrario, el CIEM (Índice confianza y las expectativas de los aseguradores) continuaron disminuyendo en este mismo mes, lo que suma ya el cuarto meses consecutivos. En mayo el factor que más destaca entre los encuestados ha sido la expectativa para el futuro de las empresas de facturación, que ahora tiende a la estabilidad, cuando la expectativa previa era de optimismo. Este es el valor más bajo registrado en este indicador.

Según el coordinador técnico del estudio, Francisco Galicia, los porcentajes establecidos en mayo señalan una preocupación cada vez mayor de las empresas líderes en el segmento de seguros frente al futuro que presenta la economía brasileña, una tendencia que como es lógico tendrá consecuencias sobre sus negocios.