BRADESCO SEGUROS ha alcanzado una facturación de 49.700 millones de reales (20.504 millones de dólares) de enero a diciembre de 2013 en todos los segmentos de seguros, capitalización y pensiones complementarias abiertas, lo que representa un alza interanual del 12,3%. El beneficio neto del grupo en el acumulado hasta diciembre fue de 3.700 millones (1.526 millones de dólares), un 4,3% más que en el mismo periodo del año anterior y el equivalente al 30% del resultado del banco, impulsado por el crecimiento del 2,3% en la facturación; en la mejora del resultado financiero y patrimonial y en la manutención de los índices de siniestralidad.
“La expresiva marca de -casi- 50.000 millones de reales alcanzados en la producción en 2013, que representa cerca del 25% del mercado asegurador brasileño y el liderazgo del sector, equivale a las sumas de las primas del mercado de seguros de Argentina, Perú y Ecuador en 2012”, destaca Marco Antonio Rossi, presidente del GRUPO BRADESCO SEGUROS, en información de ‘CNseg’.

En cuanto a los activos financieros, el grupo cerró el ejercicio con 46.000 millones de reales (18.978 millones de dólares). El monto total pagado en indemnizaciones y beneficios se situó en 33.800 millones (13.944 millones de dólares), con una evolución interanual del 27,95% en 2013. Finalmente, el volumen de provisiones técnicas también presentó un considerable aumento, alcanzando los 36.200 millones (14.935 millones de dólares) frente a los 24.200 millones (9.984 millones de dólares) de 2012.

Para este año, la aseguradora proyecta un crecimiento menor al logrado en el ejercicio pasado. El objetivo es avanzar entre un 9% y 12% en la facturación. Esta menor proyección de crecimiento, explica Rossi, se debe a los cambios en las reglas de aplicación en los activos de planes de pensiones que se produjeron el año pasado, lo que afecta los ingresos de esa negocio relevante para el grupo. La cartera de vida y pensiones representa el 50% de los ingresos.