A.M. Best ha retirado las calificaciones de AIG de la situación de vigilancia con revisión con implicaciones negativas, confirmando los rating crediticios del grupo y de fortaleza financiera para las filiales de seguros. La perspectiva asignada es estable.